¡Viva el almuerzo campero!

Abel Prades | L’Abeller

Día: Sábado, 22 de septiembre.

Ruta: Subida por Codina, dirección a La Peña. Sin coronar, nos desviamos por un camino que baja hacia la nueva cantera, y desde aquí tomamos dirección a Villafamés por el viejo camino empedrado. Desde Villafamés continuamos por la Cueva del Bolimini, hasta la carretera de Costur, que cruzamos para continuar por un  camino que nos conduce de nuevo a la carretera. La seguimos un centenar de metros y nos desviamos a la derecha por el GR hasta el camino del Mas de Polinari, desde donde descendemos, de nuevo, hasta la carretera. Rodamos por la misma hasta la altura de Moró, donde tomamos el Camino dels Perxets (Cazadores)  hasta la Urbanización Cuesta de los Pinos, al inicio de la cual tomamos una senda que se une con la tradicional para continuar por las sendas de Gaetà y carril bici hasta Castellón.

>>Track

Somos de la partida: Antonio, Pepe, Rodrigo, Toni, Julián, Mario, Miguel Sales, Josemi, Maya y yo.

Inicialmente estaba programada la primera de las rutas “non stop”, con el consabido almuerzo campero. Así que a la hora consabida estábamos todos preparados en la rotonda del Sanatorio, con el bocata en la mochila y no muy convencidos de lo que estábamos haciendo.

Después de Codina, Pepe y Toni nos abandonan, ya que tienen prisa (…y prefieren almorzar).

En principio decidimos obviar la subida a La Peña y tomar el camino recto hacía Villafamés, pero al encontrarnos con el camino que conduce a la nueva cantera, organizamos un pequeño referéndum, para oir la voz del pueblo, y ésta, por abrumadora mayoría, nos conduce a Sant Miquel, al Mesón Sant Miquel, claro está. Bajamos por la cantera y la senda empedrada y allí que llegamos.

La mayoría toman los bocadillos “personalizados”, pero algunos sucumbimos a la conocida carta de la casa. Después carajillo y a continuar la marcha. Por cierto, Julián, consumó el rito carajillero, y se tomó un carajillo descafeinado, por lo menos eso es lo que le dijeron. Después en el GR, notariamos el efecto. Él dice que iba como una moto, pero para el resto… ¡es que siempre va como una moto! Hablamos de diferentes modelos de motos…

En el regreso no nos entretenimos mucho, ya que el tiempo se nos echaba encima, salvo el incidente que protagonice al inicio de Cazadores, al meter el pie, apunto de caerme, en una mata de coscoja que me hizo un buen tajo en la espinilla. Buena cura por parte de Rodrigo y Julián y deprisita para casa que es tarde. Yo, ducha rápida y a urgencias, a que me hicieran un “pespunte”.

Ya veís que todo un éxito, sobre todo el AC. No nos lo podemos remediar, somos ¡¡¡carajilleros!!!

Por la noche, en casa de Paco y con la excusa de pasarse las fotos de Ainsa, cena carajillera con elevada participación, creo que eramos 23. Muy buen ambiente y un excelente “arrosejat” preparado por el anfitrión y del que sin mucho esfuerzo dimos buena cuenta.

Salut i pedal. Hasta la próxima.

Por la senda empedrada de Villafamés

Efecto carajillo en Julián

La vergüenza del Almuerzo Campero

Instanténea de la cena carajillera. Más de uno alucinó…

>> +Fotos

0 Responses to “¡Viva el almuerzo campero!”



  1. Dejar un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




septiembre 2012
L M X J V S D
« Jul   Oct »
 12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930

Escribe tu dirección de correo electrónico para suscribirte a este blog, y recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo.

Únete a otros 38 seguidores

Blog Stats

  • 79,566 Hits

A %d blogueros les gusta esto: